logond


BRASIL. El equipo gaucho terminó segundo, detrás de Colombia.

La selección de Argentina se salvó de la vergüenza de una prematura eliminación en la Copa América al vencer 2-0 a Catar el domingo en Porto Alegre y clasificar a cuartos de final, instancia en la que se medirá contra Venezuela.

La Albiceleste, que venía de perder con Colombia y empatar con Paraguay, se benefició del triunfo del conjunto colombiano sobre el guaraní y con cuatro puntos terminó la fase inicial en la segunda posición del Grupo B. La Vinotinto, en tanto, fue escolta de Brasil en el Grupo A.

En el estadio Arena do Gremio, un tempranero gol de Lautaro Martínez a los 4 minutos, y otro sobre el final de Sergio Agüero a los 82, oficiaron de tabla de salvación para el equipo de Lionel Scaloni, que no brilló, aunque esta vez le alcanzó para superar a un rival que desnudó todas sus limitaciones y quedó fuera del certamen con la derrota.

Tal como se preveía, el novato DT argentino se decantó en favor de jugar con tres delanteros, tal como se lo pidieron sus propios futbolistas luego del empate con Paraguay. Sergio Agüero y Martínez acompañaron a Lionel Messi –de pobre actuación- en ofensiva. Scaloni también retocó la defensa, con el regreso de Renzo Saravia y la inclusión del joven Juan Foyth.

Argentina salió como una topadora en busca del triunfo. Y contó con una 'ayuda' inestimable, en el amanecer del partido. Qatar quiso salir jugando, Bassan Husham cambió de frente, y Martínez, atento, estiró su pierna para interceptar la pelota. El delantero del Inter no se complicó y punteó de zurda al gol.

Era el arranque soñado para la Albiceleste', pero la etapa inicial casi se le convierte en pesadilla porque con el correr de los minutos su funcionamiento se fue desdibujando y no supo sacar nuevamente provecho de la ingenuidad defensiva qatarí.

Argentina erró muchos varias situaciones de gol. Las más claras fueron las dilapidadas por Agüero (una pelota que se fue apenas ancha), y Martínez (definió mal parado, tras una escaramuza en el área), pero Qatar, a partir de los 25, emparejó las acciones y comenzó a llevar peligro al arco de Franco Armani, incluido un tiro libre de Bassan Husham que rozó el palo.

En el complemento predominaron los nervios, ya que un gol de Qatar cambiaba todo y Argentina hubiera pasado de jugar cuartos con Venezuela a quedar última en el grupo y eliminada.

El equipo dirigido por el catalán Félix Sánchez apostaba a tener una contra lapidaria. Los sudamericanos iban e iban, pero chocaban con su propia impericia a la hora de definir.

Finalmente, Agüero –rápido y picante- se sacó las ganas luego de tres chances perdidas en el complemento con un disparo seco y esquinado, tras una buena asistencia del sustituto Paulo Dybala, de buenos primeros minutos en el certamen.

Lo más visto